Mensaje del preso político Sundiata Acoli

Leído afuera del Departamento de Justicia en Washington DC en el cumpleaños de Mumia Abu-Jamal el 24 de abril de 2012

Saludos a todas y todos y feliz cumpleaños, Mumia. Que cumplas muchos más, esperemos que sea fuera de prisión.

Hay que hacer todo lo posible para liberar a este hermano valiente y consciente y muchos otros pres@s políticos y prisioneros de guerra que han estado encerrados durante 20, 30, 40 años o más.

Estados Unidos dice que no tiene presos políticos. Esto significa que es el único país en el mundo que tiene el encarcelamiento masivo y más presos y presas que cualquier otro país, pero ningún preso político. Si no tiene presos políticos, entonces no tiene masas de gente pobre, sin techo, sin empleos. Tampoco tiene masas de gente de diferentes nacionalidades oprimidas metidas en reservas indígenas, barrios, ciudades perdidas, proyectos de vivienda popular o parques de casas rodantes donde diariamente están sujetas a formas de discriminación, opresión, perfil racial, brutalidad policial, asesinatos y encarcelamiento. Si Estados Unidos no tiene presos políticos, entonces no hay injusticia masiva en el país, porque ésta es lo que produce el encarcelamiento masivo y los presos políticos.

Como dice la destacada autora Michelle Alexander, “el encarcelamiento masivo es el nuevo Jim Crow” y yo agregaría, es la nueva esclavitud actual, permitida por la Enmienda 13 de la Constitución de Estados Unidos. El encarcelamiento masivo es el barómetro, el indicador,  de la injusticia masiva en una sociedad. Las y los presos políticos son personas que en todas las tierras, en todas las épocas, están encarceladas por pelear contra la injusticia masiva en sus sociedades. No es diferente hoy en día. Hay que liberar  a todas y todos los presos políticos.

Me gustaría agregar que después de pasar 39 años en prisión, a los 75 años de edad, tengo una audiencia de libertad condicional. Estaría muy agradecido si muchos de ustedes pudieran enviar cartas al Consejo de Libertad Condicional del estado de Nueva Jersey insistiendo en que me liberen. Para más información sobre el envío de las cartas, consulten http://www.sundiataacoli.org/  En la página por la libertad de Sundiata Acoli también  encontrarán más información sobre mi caso y las maneras en que me pueden apoyar.

Gracias.

Traducción al español: Amig@s de Mumia de México

Gracias a NYC Jericho, se puede escucha el mensaje leído en voz de Sundiata Acoli a: http://www.jerichony.org/A24PPStatements/A24SundiataAcoli.mp3

Sundiata Acoli se define como un prisionero político de guerra Nueva Afrikana, ha estado cautivo desde el 2 de mayo de 1973, cuando fue detenido después de una balacera en la Autopista de Nueva Jersey, en la cual Zayd Malik Shakur fue asesinado por la policía y Assata Shakur fue herida y capturada.

Sundiata Acoli (Clark Squire) nació en 1939 en Decatur, Texas, recibió su diploma de bachillerato a la edad de 16 y recibió su Licenciatura en Matemáticas en 1956. Durante más de una década se dedicó a su vida profesional en el área de computación y empezó a ser activista en el Movimiento de Derechos Civiles.

En 1964, trabajó en campañas para registrar votantes en las comunidades negras del estado de Misisipi donde la gente lo encontró imposible votar en una sociedad marcada por la segregación racial. En 1968, Sundiata se unió al Partido de los Panteras Negras en Harlem, donde trabajó para combatir el tremendo problema de brutalidad policiaca en las comunidades y trabajó para mejorar las condiciones en las escuelas, vivienda y empleo, entre muchas otras cosas.

En 1969 fue encarcelado, junto con 20 otros Panteras en el caso conocido como “los 21 Panteras”. Después de pasar dos años en la cárcel, fue exonerado de todos los cargos. El grupo había sido identificado por el czar del FBI, J. Edgar Hoover, como su enemigo número 1, y miles de Panteras en todas partes del país fueron sujetos a una tremenda represión bajo un programa interno de contrainsurgencia conocido como COINTELPRO. En estas circunstancias, Sundiata se vio obligado a seguir con su trabajo político en clandestinidad.

Desde su celda Sundiata ha escrito un buen número de excelentes artículos, incluyendo una historia del Partido Pantera Negra, una historia del movimiento revolucionario dentro de las prisiones y un análisis de los efectos de largo plazo del castigo de aislamiento constante, entre muchos otros. Ha participado en varios proyectos creativos y su vida es tema de un documental que está en producción llamado A Power Sun.

En su artículo titulado “Una breve historia del Partido Pantera Negra”, Sundiata escribió: “En el verano de 1968, David Brothers estableció una rama del Partido Pantera Negra en Brooklyn, Nueva York, y unos pocos meses después Lumumba Shakur fundó una rama en Harlem, Nueva York. Yo me uní a la rama de Harlem en otoño de 1968 y era el encargado de finanzas hasta que fui arrestado el 2 de abril de 1969 en el caso de conspiración de los 21 Panteras, que fue el pistoletazo de salida para el ataque a escala nacional del gobierno contra el Partido Pantera Negra. Moviéndose hacia el oeste, los departamentos de policía de cada ciudad llevaron a cabo redadas militares en las oficinas y casas del Partido en Filadelfia, Chicago, Newark, Omaha, Denver, New Haven, San Diego, Los Ángeles, y otras ciudades, asesinando a algunos Panteras y arrestando a otros”.

“Después de que yo y los Panteras de “los 21” éramos encarcelados durante dos años en espera de juicio, fuimos absueltos de todos los cargos y puestos en libertad. La mayoría de nosotros volvimos a la comunidad y al Partido Pantera Negra pero por aquel entonces COINTELPRO había pasado factura. En el Partido se extendía la disensión, tanto interna como externa. Los conflictos internos, divisiones, intrigas, y la paranoia se habían arraigado tanto que finalmente la mayoría de los miembros se distanciaron o fueron expulsados. Algunos continuaron la lucha en otros frentes y otros básicamente se retiraron por completo. El Partido continuó cojeando varios años más, luego murió de lo que pareció ser una muerte natural”.

En su evaluación de los Panteras Negras, Sundiata menciona como aciertos la práctica de la auto-defensa, la ideología nacionalista revolucionaria, la táctica de organización de masas, la práctica de la igualdad de las mujeres, y las técnicas de propaganda. Para él, los aspectos negativos eran los líderes corruptos, la combinación de legalidad y clandestinidad, las capacidades retóricas excesivas, las tendencias lumpen, el dogmatismo,  el fracaso en la organización de fundaciones económicas en la comunidad y la mentalidad televisiva.

Para hacer disponible más información sobre Sundiata Acoli en español, a continuación se reproduce el siguiente extracto de la serie Agosto Negro, escrita por carolina en agosto de 2010. (Información actualizada.)

El 13 de mayo de 1985, Mumia Abu-Jamal escribió:

“Si hay alguien que conozca el terrorismo, es la gente estadounidense, porque su nación fue fundada en el terrorismo…en la terrible violencia blanca contra la vida roja, negra y morena. Ésta es la verdadera historia, escondida bajo las mentiras que dicen “todos los hombres son creados iguales”. 

 “En 1973, cuando Assata Shakur y Zayd Malik Shakur y Sundiata Acoli fueron detenidos en la Autopista de Nueva Jersey, no fueron detenidos porque los policías querían ‘ofrecerles ayuda’.  La detención se debió a su delito no escrito de “manejar en estado de negritud”, antes de que desarrollemos el término. Y los policías intentaron asesinar a cada Pantera Negra en ese coche por ese delito.   Zayd murió herido de un balazo y Assata recibió dos disparos. Además, en un acto de arrogancia que sólo los terroristas judiciales estadounidenses serían capaces de inventar, Assata  y Sundiata fueron acusados de asesinar a Zayd igual que al policía que intentó matarlos”. (“Assata: ¿terrorista o sobreviviente del terrorismo?” www.prisonradio.org )

Después de una intensa balacera en la que Zayd Shakur y el policía Werner Foerster murieron, Sundiata logró escaparse para ser capturado a los dos días.

Sundiata escribió: “Cuando me capturaron, me cortaron las piernas del pantalón y me arrastraron a gritos por el bosque donde me golpearon en la cabeza con una escopeta”. En la cárcel no recibió tratamiento médico y los carceleros no dejaban de hostigar, golpear y amenazarlo.

Criminalizado en la prensa, por fin arregló una reunión con Assata Shakur, en la cual decidieron enfrentar los cargos juntos. Dice Assata en su Autobiografía: “Nunca me había sentido tan feliz de ver a alguien…Simplemente ver a Sundiata me tranquilizó. Hay algo en él que transmite la calma. En cada aspecto de su ser puedes sentir su espíritu y fervor revolucionario. Y su amor para la gente negra es tan intenso que casi lo puedes palpar. Es muy sencillo, muy gente”.

En su juicio el juez comentó que Sundiata era “un revolucionario de hueso colorado” y lo sentenció a cadena perpetua más 30 años, sin presentar una sola prueba de que había asesinado al agente Werner Foerster.

Durante [39] años, Sundiata ha estado encerrado. Inmediatamente fue asignado a una unidad de control, una celda muy pequeña y vacía, donde pasó casi cinco años. Después fue trasladado a la unidad de control de Marion, una prisión federal aunque no él tenía cargos federales, donde pasó ocho años de encierro de 23 horas al día. Ha usado sus periodos de aislamiento para pensar, meditar, estudiar, leer y escribir. Sus escritos incluyen importantes documentos sobre la historia de los Panteras Negras, la historia del movimiento carcelario revolucionario, los efectos de aislamiento de largo plazo, la tortura, la falta de atención médica y las violaciones de derechos humanos; estos se encuentran en su sitio http://www.sundiataacoli.org/ , desgraciadamente en inglés.

En “Una breve historia de la lucha nueva afrikana en las prisiones” Sundiata concluye: “La lucha nueva afrikana tras los muros ahora sigue las leyes de su propio desarrollo, pagada con su propia sangre, intrínsecamente ligada con la lucha de su propio pueblo y profundamente arraigada en el flujo y reflujo de su propia historia. El conocer esta historia es conocer su futuro dirección y desarrollo”.

A pesar de una campaña para apoyar su petición para salir bajo libertad condicional en 2010 que se refleja en este hermoso video con muchas imágenes suyas, http://www.youtube.com/watch?v=Cg4f7f9alWA , la petición fue negada debido a la intensa presión de la policía, que se ve en http://www.njlawman.com/sundiata-acoli.htm. Ahora Sundiata tiene [75] años. El Consejo de Libertad Condicional, había dicho que tendría que esperar diez años para tener otra audiencia, pero en abril de 2012, él ganó una apelación que le concede una audiencia este año.  Necesita de nuestra ayuda.

http://www.multimedioscronopios.org/index.php?option=com_content&view=article&id=185:agosto-negro-el-ejercito-de-liberacion-negra-bla-parte-ii&catid=47:agosto-negro&Itemid=19

Escríbe una carta a Sundiata:

Sundiata Acoli #39794-066 (Squire)
FCI Cumberland
Federal Correctional Institution
P.O. BOX 1000
Cumberland, MD 21501

Anuncios

3 pensamientos en “Mensaje del preso político Sundiata Acoli

  1. Pingback: Presos políticos de EU reiteran su apoyo a Mumia Abu-Jamal | Radio Zapote

  2. Pingback: Presos políticos de EU reiteran su apoyo a Mumia Abu-Jamal

  3. Pingback: Presos políticos de EU reiteran su apoyo a Mumia Abu-Jamal « El nuevo topo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s